Dona ahora!
Ángelus Del 13 De Enero De 2019, Captura Vatican Media

Ángelus Del 13 De Enero De 2019, Captura Vatican Media

Ángelus: Hacer extraordinarias las cosas ordinarias

No olviden la fecha de su bautismo (Traducción completa)

(ZENIT – 13 enero 2019).- “Aprendamos a invocar al Espíritu Santo con más frecuencia, cada día, para poder vivir con amor las cosas ordinarias, y hacerlas extraordinarias”. Este es el estímulo del Papa Francisco en el Ángelus de este 13 de enero de 2019.

Desde una ventana del palacio apostólico con vista a la Plaza de San Pedro, en la fiesta del Bautismo del Señor, el Papa recomendó no olvidar la fecha de su bautismo: “Estas son las raíces de nuestra vida en Dios”.

Esta es nuestra traducción de las palabras pronunciadas por el Papa después de la oración mariana.

Palabras del Papa después del Ángelus

Queridos hermanos y hermanas,

Les extiendo a todos, queridos romanos y peregrinos, mi más cordial saludo.

Saludo a los profesores y alumnos de Los Santos de Maimona y Talavera la Real, España; los grupos parroquiales de Polonia, y también los miembros del Camino Neocatecumenal polaco, ¡deben haber venido para celebrar el cumpleaños de Kiko!, así como a los fieles de Loreto y Vallemare, en la provincia de Rieti.

Esta mañana, de acuerdo con la costumbre de esta festividad, tuve la alegría de bautizar a un hermoso grupo de recién nacidos. Oremos por ellos y por sus familias. Y en esta ocasión, renuevo a todos la invitación a mantener vivo y actual el recuerdo de su Bautismo. Estas las raíces de nuestra vida en Dios; Las raíces de nuestra vida eterna, que Jesucristo nos dio a través de su Encarnación, su Pasión, su Muerte y Resurrección. En el Bautismo, ¡ahí están las raíces! Y nunca olvidemos la fecha de nuestro Bautismo.

Mañana se concluirá el tiempo de Navidad, reanudaremos en la liturgia el camino del Tiempo Ordinario. Como Jesús después de su bautismo, dejémonos guiar por el Espíritu Santo en todo lo que hagamos. Pero para eso hay que invocarlo! Aprendamos a invocar al Espíritu Santo con más frecuencia, en nuestros días, para poder vivir con amor las cosas ordinarias y hacerlas extraordinarias.

Buen domingo a todos. No os olvidéis de orar por mí. Buen apetito y adiós.

© Traducción de Zenit, Raquel Anillo

About Anne Kurian

Share this Entry

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación