Dona ahora!

Avanza la causa de canonización del fundador de los Caballeros de Colón

El padre Michael McGivney, modelo de párroco

HARTFORD, 1 de octubre de 2009 (ZENIT.org).- El fundador de los Caballeros de Colón, el padre Michael McGivney, está más cerca de ser reconocido como santo, según un extenso informe sobre un posible milagro enviado a Roma.

Lo señalan los Caballeros de Colón en un comunicado de prensa del 22 de septiembre.

Los funcionarios de un tribunal complementario de la archidiócesis de Hartford, en la que el padre McGivney sirvió como párroco, enviaron formalmente el informe a la Congregación para las Causas de los Santos.

El caballero supremo de la orden, Carl Anderson, también columnista de ZENIT, señaló que esta presentación “constituye un importante paso adelante”.

“La Congregación para las Causas de los Santos del Vaticano contará ahora con un valioso testimonio adicional que aclara y añade aspectos significativos a la presentación inicial”, dijo.

“Creemos que la congregación tendrá ahora toda la información necesaria para completar su revisión del caso, aunque, por supuesto, esta revisión podría tardar varios años”, añadió.

El nuevo informe incluye testimonios y entrevistas adicionales de los testigos y los médicos que apoyaron la descripción inicial del milagro comunicado.

El padre McGivney fundó los Caballeros en 1882 y murió en 1890 a los 38 años de edad.

El arzobispo de Hartford monseñor Daniel Cronin abrió su causa de canonización en 1997. En marzo de 2008, Benedicto XVI le declaró venerable.

“La beatificación del padre McGivney sería un acontecimiento importante –afirmó Anderson-, no sólo para los Caballeros de Colón, sino para los miles de párrocos que, silenciosamente, realizan el trabajo del Señor en sus parroquias cada día y lo ven como un excelente ejemplo para los sacerdotes de todas partes”.

El Caballero Supremo añadió: “En este Año Sacerdotal, este paso adelante resulta especialmente apropiado”.

About Redacción

Share this Entry

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación