Dona ahora!

Los Obispos de Estados Unidos celebran su Asamblea General © Enrique Soros

Estados Unidos: Los obispos se reúnen en Asamblea General

Aprobarán documentos sobre su responsabilidad en casos de abusos

(ZENIT – 12 junio 2019).- En el día de ayer, 11 de junio, dio comienzo la Asamblea anual de primavera de la Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos, (USCCB, por sus siglas en inglés) que tiene lugar en la ciudad de Baltimore, en el Estado de Maryland.

Sin duda, el tema principal de la misma, en aprobar diversos documentos que fijan la responsabilidad de los obispos al respecto de abusos que tengan lugar en sus propias diócesis a través de normas y protocolos.

Los Obispos estaban decididos a dar este paso en la Asamblea General de noviembre pasado, pero un requerimiento de Roma les pedía posponerlo hasta, al menos, febrero de este año, en que tendría lugar la Cumbre sobre Protección de Menores, con el Papa Francisco, en el Vaticano, para fijar normas universales para toda la Iglesia, al respecto del tema mencionado. Como conclusión de dicho encuentro, el Papa Francisco publicó el 7 de mayo 2019 la carta apostólica “Vos Estis Lux Mundi, Ustedes son la Luz del Mundo”, a la cual se deben ajustar las conferencias de obispos.

Aprobación de tres documentos importantes

Todo está preparado para que mañana jueves, se vote la aprobación de tres documentos. Para la misma se requiere el voto positivo de dos tercios de los miembros de la Asamblea.

El primer documento fue preparado por la comisión de Asuntos Canónicos y Gobierno de la Iglesia, y lleva por título “Protocolo sobre Restricciones no Penales, Disponibles a Obispos”.

El mismo versa sobre diversas acciones disciplinarias que un obispo puede tomar al respecto de un obispo emérito por actos impropios, las cuales no pueden tener carácter penal, porque este está reservado exclusivamente al papa. El segundo documento se titula: “Propuesta de Reconocimiento de Nuestros Compromisos Episcopales”, preparado por la comisión Sobre el Clero, la Vida Consagrada y las Vocaciones.

El tercer documento es presentado por la comisión de Asuntos Canónicos y Gobierno de la Iglesia, y tiene por fin bajar a la realidad de la Iglesia en Estados Unidos la carta apostólica de Francisco sobre la protección de menores. El mismo lleva el título: “Directivas para la Implementación de las Provisiones de Vox Estis Lux Mundi Concernientes a Obispos y sus Equivalentes.”

Por su parte, el presidente de la Conferencia, Cardenal Daniel DiNardo, nombró tres nuevos miembros del Consejo Nacional de Revisión para la Protección de Niños y Jóvenes.

Estos son: Elizabeth Hayden, exjuez de Distrito del Estado de Minnesota, John Sheveland, profesor de Estudios Religiosos en la Universidad Gonzaga, en Spokane, en el Estado de Washington, y Belinda Taylor, quien fue la primera contratada como Coordinadora de Asistencia a Víctimas en la diócesis de Amarillo. Los tres cuentan con vasta experiencia en derecho, protección de víctimas y teología.

Los “ningunos”

A su vez, el Obispo Robert Barron, auxiliar de la arquidiócesis de Los Ángeles, presidente de la comisión de Evangelización y Catequesis, y exitoso predicador en las redes, presentó en una alocución, la realidad de quienes se van de la Iglesia en Estados Unidos, indicando que de 6,45 personas que abandonan la institución, solo uno ingresa.

Según su informe, el 79% se va antes de cumplir los 23 años, y la edad media de quienes ya no se sienten parte de la Iglesia es de 13 años. El 25% de ellos, se hacen evangélicos, el 25% pasan a otra religión, y el 50% simplemente abandona toda relación con Dios, a quienes se denomina “nones”, lo que podría traducirse por “ningunos”.

Las razones esgrimidas para alejarse de la Iglesia, según Barron, son el no creer en las enseñanzas de la Iglesia; el relativismo, el sentirse incómodos por la teología, fe y moralidad de la Iglesia; la cultura de autoinvención, en la que uno define lo que es bueno o malo, “yo me invento a mí mismo”; y la ilogicidad o falta de rigor científico de la religión.

El Obispo Barron culminó su presentación con un mensaje esperanzador, indicando que en realidad hay pocos “ningunos” antirreligiosos, que hay mucha motivación positiva en las redes, y que hay grupos misioneros en campus católicos.

About Enrique Soros

Share this Entry

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación