Dona ahora!
Jean-Louis Cardinal Tauran in Vienna (November 2012)

WIKIMEDIA COMMONS - Dragan Tatic; Österreichisches Außenministerium

Tauran: “El terrorismo será derrotado pero sus consecuencias durarán mucho”

El presidente del Pontificio Consejo para el Diálogo Interreligioso confía en la educación escolar y universitaria como instrumento para contrastar el extremismo islámico entre jóvenes y europeos

Los hechos más recientes testimonian un incremento del terrorismo fundamentalista entre los jóvenes musulmanes, también y sobre todo en Europa. Un fenómeno que no debe incitar a resignarse de que el diálogo entre cristianismo e Islam no sea posible.

Lo declaró el cardenal Jean-Louis Tauran, presidente del Pontificio Consejo para el Diálogo Interreligioso, en una entrevista realizada en Radio Vaticana, haciendo un balance del encuentro con los obispos y los delegados de las Conferencias Episcopales para las relaciones con los musulmanes en Europa, reunidos estos días en Suiza

La “radicalización de los musulmanes, en particular de los jóvenes”, dice el purpurado, es un fenómeno que acompaña a la “inmigración irregular”, la cual “ha favorecido y continúa favoreciendo la llegada de musulmanes en gran número en el continente europeo”.

Se encuentran, después, cientos de “musulmanes nacidos en Europa” que son conquistados por el “extremismo yihadista”: según el cardenal Tauran, se trata de la “expresión de una frustración, de una falta de proyectos”.

Por un lado, “algunos jóvenes son atraídos por el dinero que les ofrece la organización” pero también hay quien lo hace por una “motivación de vida”.

Es necesario, añade el purpurado, dar un nuevo sentido a la vida, a la vida personal y a la vida social. Al mismo tiempo, “el recurso de algunos musulmanes de usar la religión para justificar estos actos abominables es absolutamente injustificable”. Entre los instrumentos preventivos de una mentalidad terrorista, el cardenal señala la “escuela” y la “universidad”.

En cardenal consideró que “el terrorismo no vencerá, pero los efectos y las consecuencias del terrorismo durarán aún mucho tiempo”.

Asimismo, el presidente del dicasterio vaticano explica que uno de los riesgos más grandes es la “guetización”, aún la “gran cuestión”, según el purpurado, es como conciliar la fe musulmana y la ciudadanía europea. Entre los ejemplos positivos de musulmanes propensos al diálogo, el cardenal señala a los estudiantes universitarios que han querido reunirse con los obispos durante el congreso en Suecia, como también las “familias musulmanas” que “en Bagdad acogen desde hace más de un año a familias cristianas”.

(RLG) (HSM)

 

About Redacción

Share this Entry

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación