Desde hace diez años el periódico del Papa también se imprime en México

Share this Entry

CIUDAD DEL VATICANO, martes 8 de julio de 2008 (ZENIT.org).- Benedicto XVI ha saludado en un un mensaje a los lectores mexicanos y de otros países de América de «L’Osservatore Romano», al cumplirse el décimo aniversario de la impresión de su versión semanal en español en la capital de ese país.

La misiva dirigida en su nombre por el cardenal Tarcisio Bertone, secretario de Estado, al director del diario de la Santa Sede, Giovanni Maria Vian, ha sido publicada en la edición cotidiana italiana del 9 de julio.

En ella, el purpurado transmite el saludo del Papa a todos los que colaboran con la iniciativa, así como a los lectores de la publicación, «que contribuye intensamente a mantener cercanos lazos de comunión con las Iglesias particulares y el sucesor de Pedro».

El obispo de Roma, según el cardenal Bertone, «expresa sus mejores deseos para que esta actividad, que también ha sido promovida en otros países americanos,ofrezca a los pastores, a los sacerdotes y al pueblo de los fieles el conocimiento directo e íntegro del magisterio pontificio, así como las principales actividades que realiza la Sede Apostólica al servicio de la Iglesia universal».

Las páginas del semanario en lengua española del periódico redactado en el Vaticano son enviadas por correo electrónico a la Ciudad de México, donde después se imprime. Este servicio es garantizado gracias a la dirección para comunicaciones de la arquidiócesis de México. La distribución tiene lugar a través de suscripciones anuales o semestrales. Actualmente los suscriptortes mexicanos son algo más de dos mil.

Además, se ha creado una red de promotores mexicanos en diócesis del país –Guadalajara, Texcoco, Aguascalientes, Cuautitlán, Querétaro y Tijuana– que permite la venta del semanario en librerías católicas.

La impresión y distribución del semanario en diferentes países, iniciativa que «L’Osservatore Romano» ha adoptado también en Argentina, Brasil, la India, Perú y los Estados Unidos, reduce el tiempo de distribución y los costes de la suscripción.

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación