Francisco sobre los abusos en Granada: La verdad no debemos esconderla

El Santo Padre ha respondido a las preguntas de los periodistas en el vuelo de regreso de Estrasburgo

Share this Entry

La carta de denuncia «yo la he recibido personalmente. He leído esto, he llamado a la persona y le he dicho: tú mañana vas donde el obispo. Y le he escrito al obispo para que comenzara el trabajo, que hiciera la investigación y siguiera adelante. ¿Cómo lo he recibido? Con gran dolor. Grandísimo dolor. Pero la verdad es la verdad y no debemos esconderla».

Con estas palabras el papa Francisco ha explicado durante la rueda de prensa en el avión de regreso de Estrasburgo, cómo recibió la denuncia de abusos sexuales en Granada, según ha informado hoy la cadena española de radio COPE.

El caso llegó al conocimiento del público cuando el pasado lunes algunos medios de comunicación españoles publicaron la noticia de un joven español, que había escrito al Santo Padre para contarle los abusos que sufrió cuando era menor. Esta persona recibió la llamada del Papa que le pidió perdón en nombre de la Iglesia y le animó a que denunciara los hechos.

Posteriormente, el joven formalizó una denuncia por abusos, ante la Fiscalía Superior de Andalucía, contra todos los implicados, al menos una docena entre sacerdotes y laicos  de distintas residencias de la provincia.

Este lunes fueron detenidos tres sacerdotes y un seglar, para dar declaraciones. Además, otra persona presentó en un juzgado de guardia una nueva denuncia por abusos sexuales.

El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ha informado en un comunicado de que los detenidos pasarán a disposición judicial en un plazo máximo de 72 horas, una vez que las fuerzas y cuerpos de seguridad del estado finalicen sus investigaciones.

La primera fase de la investigación de este caso ha culminado con la toma de declaración de más de una docena de individuos y la detención de estas cuatro personas que se consideran los «principales señalados» en este asunto.

La Policía Judicial está realizando una labor «pormenorizada», también en lo referido al origen de las propiedades de las personas que supuestamente están implicadas en los abusos.

El caso, sobre el que está decretado el secreto de sumario, sigue su curso en el ámbito de la investigación.

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación

console.log("Prueba")