papa audiencia

El Papa con el padre Mavrič (C) Vatican Media

Papa Francisco: Audiencia con el padre Mavrič, superior general de los lazaristas

Familia de san Vicente de Paúl

Share this Entry

(zenit – 27 nov. 2020).- El Papa Francisco recibió en audiencia en el Vaticano el 26 de noviembre de 2020 al padre Madrina Mavrič, superior general de la Congregación de la Misión (lazaristas) y de las Hijas de la Caridad. El sacerdote es también el presidente del Comité Ejecutivo de la Familia Espiritual de San Vicente de Paúl, comprometido con los más pobres según la tradición del fundador.

A los pies del altar

La audiencia fue durante la novena a Nuestra Señora de la Medalla Milagrosa: Mavrič ha escogido una foto de la capilla de París como portada de su página de Facebook de ayer con estas palabras de la Virgen María a Santa Catalina Labouré: “Ven al pie del altar. Aquí habrá abundantes gracias para todos aquellos que las pidan con confianza y fervor”. Hoy, 27 de noviembre, es la fiesta de Nuestra Señora de la Medalla Milagrosa, y el sábado 28 la fiesta de Santa Catalina Labouré.

El Santo Padre bendijo una estatua de la Virgen María representada en la “Medalla Milagrosa” en la Rue du Bac, París, el 11 de noviembre de 2020, en el Vaticano. Una Virgen que ahora está de gira por Italia durante un año, para consolar en tiempos de pandemia.

Esta iniciativa tiene lugar con motivo del 190 aniversario de las apariciones marianas a Santa Catalina Labouré, según un comunicado de prensa de la familia religiosa de San Vicente de Paúl. Una delegación encabezada por el padre Mavrič, fue recibida por el Papa. El evento marcó el lanzamiento de la “Peregrinación de María”: del 1 de diciembre de 2020 al 22 de noviembre de 2021, la estatua será acogida en las comunidades vicentinas de todas las regiones de Italia.

Los organizadores citan las palabras de la Virgen María, que se apareció a Catalina en la noche del 18 al 19 de julio de 1830: “Hija mía, los tiempos son muy malos; las desgracias se derretirán sobre Francia… el mundo entero se verá abrumado por desgracias de todo tipo. Pero venid al pie de este altar: allí se derramarán las gracias sobre todos los que las pidan… Llegará un momento en que el peligro será grande; parecerá como si todo estuviera perdido. Estaré contigo, ten confianza… Ten confianza, no te desanimes, estaré contigo”.

El 27 de noviembre del mismo año se le apareció de nuevo en la capilla de su convento. Llevaba en sus manos un pequeño globo dorado coronado por una cruz, que representa “el mundo entero, Francia y cada persona en particular”. De sus manos salen rayos, “símbolo de las gracias que derramo sobre aquellos que me las piden”, explica la Virgen María. Catalina ve entonces la invocación “Oh María concebida sin pecado, ruega por nosotros que recurrimos a ti” y oye una voz que le pide: “Que le den una medalla a este modelo. Aquellos que lo lleven con confianza recibirán grandes gracias”.

“Incluso hoy, la Virgen María nos invita al pie del altar”, dicen los vicentinos que desean, a través de esta peregrinación, dar testimonio del “amor misericordioso de Dios” en un mundo “profundamente turbado”. La estatua bendecida por Francisco será acogida en las distintas regiones de Italia durante tres días de celebraciones, con la participación de los jóvenes, los más pobres y los enfermos.

Un conocimiento de Europa oriental

El sacerdote de habla francesa es también un buen conocedor de la Iglesia en Europa oriental y tiene una amplia experiencia internacional: hizo su seminario en Belgrado, Serbia, y a partir de 1977 comenzó sus estudios de posgrado en Filosofía en Liubliana, donde también estudió Teología.

Hizo sus votos finales en la Congregación de la Misión en 1982 y fue ordenado sacerdote en Liubliana. Poco después de su ordenación, fue enviado a Toronto, Canadá, donde sirvió como vicario hasta 1994.

Luego trabajó durante tres años en Eslovenia, en las misiones, en la orientación de retiros y en la animación profesional. En ese momento, fue invitado por el padre Robert Maloney, entonces superior general de la Congregación de la Misión para las misiones internacionales.

Después se incorporó a la formación, partiendo para Dublín, Irlanda, y Banska Bystrica, Eslovaquia, y entre 2004 y 2007 dirigió el noviciado en Kiev, Ucrania. En 2009, fue elegido para la Provincia de los Santos Cirilo y Metodio, fundada en 2001, que incluye a Belarús, Ucrania y Rusia.

El carisma del santo patrón

El Pontífice invitó recientemente a seguir el ejemplo de san Vicente de Paúl en “el servicio alegre y desinteresado a los más necesitados” y en “la hospitalidad”: hoy celebramos la memoria del “patrón de todas las organizaciones benéficas”. Que su ejemplo “nos lleve a todos a un servicio alegre y desinteresado a los más necesitados, y nos abra a la hospitalidad y al don de la vida”: este es el llamamiento lanzado por el Papa en un tweet con motivo de la fiesta del santo francés, el 27 de septiembre de 2020.

Vicente de Paúl es una figura de la renovación espiritual y apostólica del siglo XVII. Sacerdote y fundador de congregaciones, trabajó toda su vida para aliviar la miseria material y moral de sus contemporáneos. Fue canonizado en 1737.

El Obispo de Roma conoce bien la Congregación de la Misión y al jefe de la sección francesa de la Secretaría de Estado es un lazarista, el obispo Jean Landousies. También conoce bien a las Hijas de la Caridad, que se ocupan del Vaticano, de su capilla en Santa Marta y de un dispensario.

Su servicio comenzó en 1884 con León XIII, quien les confió un hospicio para enfermos en Santa Marta. También acogieron a pobres sacerdotes, y también a gendarmes o guardias suizos, y durante la Segunda Guerra Mundial embajadores que se habían refugiado en el la ciudad.

Share this Entry

Anita Bourdin

Journaliste française accréditée près le Saint-Siège depuis 1995. Rédactrice en chef de fr.zenit.org. Elle a lancé le service français Zenit en janvier 1999. Master en journalisme (Bruxelles). Maîtrise en lettres classiques (Paris). Habilitation au doctorat en théologie biblique (Rome). Correspondante à Rome de Radio Espérance.

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación