Iglesia contra la cultura de abusos de menores

Venezuela: obispos ni se han opuesto ni se oponen a la justicia en el campo de abusos

Obispos venezolanos afirman que “ni se han opuesto, ni se oponen a la actuación de los organismos competentes de la justicia civil en esta materia de abusos. Al contrario, respeta sus decisiones y ha prestado la colaboración para el esclarecimiento de los hechos en que se han visto implicados sacerdotes”.

Share this Entry

Por: Enrique Villegas

 

(ZENIT Noticias / Caracas, 10.07.2022).- En el contexto de su CXVIII Asamblea Plenaria, los obispos católicos de Venezuela presentaron en rueda de prensa el pasado 6 de julio los Protocolos para la Prevención de Abusos.

El comunicado, leído en la conferencia de prensa, refiere que los obispos venezolanos reiteran el “compromiso de promover la dignidad de los niños, niñas, adolescentes y personas vulnerables, así como de protegerlos y ofrecerles ambientes seguros para su desarrollo integral”. De igual forma, añaden que “como pastores del Pueblo de Dios, nos sentimos profundamente consternados y dolidos ante las situaciones de abusos que se presentan en diversas instancias de nuestro país, como las familias, las instituciones sociales, educativas, culturales y religiosas” y afirman que “los abusos sexuales, constituyen un delito y grave pecado contra la vida y la dignidad de la persona, particularmente cuando afectan a los más débiles”.

El comunicado refiere un profundo dolor y consternación por las “las situaciones de abusos que se presentan en diversas instancias de nuestro país como las familias, las instituciones sociales, educativas, culturales y religiosas, entre otras. Los abusos sexuales constituyen un delito y grave pecado contra la vida y la dignidad de la persona, particularmente cuando afectan a los más débiles”. Y evidencian que “Lamentablemente, también miembros de la Iglesia han cometido estos abusos, provocando profundas heridas en la vida de las víctimas, con las consecuencias de confusión y escándalo para ellas y para el Pueblo de Dios”.

Se confirma que “La Iglesia en Venezuela, consciente de la gravedad de estos hechos, y de acuerdo con las directrices y normas establecidas por los últimos Papas, ha recibido, en las diócesis, las denuncias que se le han presentado. A la vez, ha procurado las investigaciones y los procesos según la legislación eclesial; y ha sancionado a sacerdotes y otros miembros de la Iglesia a quienes se les ha comprobado que han cometido delitos. Asimismo, ha pedido perdón y ha acompañado del modo más integral y pastoral a las víctimas”.

Se subraya que “Los obispos ni se han opuesto, ni se oponen a la actuación de los organismos competentes de la justicia civil en esta materia de abusos. Al contrario, respeta sus decisiones y ha prestado la colaboración para el esclarecimiento de los hechos en que se han visto implicados sacerdotes y otros miembros de la Iglesia que han sido presentados para ser juzgados de acuerdo al ordenamiento legal civil”.

Se concluye afirmando un compromiso de los obispos para “hacer de nuestras instancias de Iglesia lugares seguros para todos”. De ahí que estén “realizando diversas iniciativas orientadas a brindar información y formación a los diversos agentes de pastoral sobre la cultura del buen trato y la prevención de abusos. Desde el 2014, la Conferencia Episcopal Venezolana dispone de unas “Líneas-guías de actuación ante presuntos abusos cometidos por clérigos y agentes de pastoral”, recientemente renovadas. Hemos constituido una Comisión de Prevención, conformada por obispos, presbíteros, religiosas y fieles laicos expertos en la materia. En nuestras diócesis, institutos religiosos, centros educativos y sociales, hemos venido estableciendo mecanismos para recibir las denuncias de presuntos abusos. También estamos actualizando códigos preventivos de conducta y protocolos de actuación para los que prestan sus servicios en el ámbito eclesial. Estamos conscientes que siempre se puede hacer más, y estamos dispuestos a hacerlo en sinergia con otras instituciones”.

Share this Entry

Redacción Zenit

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación