(zenit - 13 abril 2020).- El Papa ha recordado lo que hacen las mujeres, especialmente en esta emergencia sanitaria, y ha pedido orar por ellas. Del mismo modo, ha expresado su recuerdo y cercanía con los países afectados por el coronavirus y recuerda que ruega por todos y que está cercano a todos. Ha expresado su sentir, este Lunes del Ángel, después de la oración del Regina Coeli. Al final del rezo se ha acercado a la ventana del Palacio Apostólico para dar la bendición. Estas son las palabras del Papa después de la oración mariana: *** Palabras del Papa después del Regina Coeli Queridos hermanos y hermanas, Hemos escuchado que las mujeres dieron a los discípulos el anuncio de la Resurrección de Jesús. Hoy quiero recordar con ustedes lo que muchas mujeres hacen, incluso en este momento de emergencia sanitaria, para cuidar a los demás: mujeres médicas, enfermeras, agentes de la ley y funcionarias de prisiones, empleadas de las tiendas de artículos de primera necesidad, muchas madres y hermanas y abuelas que se encuentran encerradas en sus casas con toda la familia, con niños, ancianos, discapacitados. Ellas corren el riesgo de ser objeto de violencia, por una cohabitación de la cual ya llevan un peso demasiado grande. Recemos por ellas, para que el Señor les dé fuerza y para que nuestras comunidades las apoyen junto con sus familias. Que el Señor nos dé el valor de las mujeres, de ir siempre adelante. En esta semana de Pascua quiero recordar con cercanía y afecto a todos los países que han sido afectados por el coronavirus y algunos con un gran número de contagiados y de fallecidos, de manera especial, Italia, EEUU, España, Francia, la lista es larga. Ruego por todos ellos y no lo olviden, el Papa ruega por ustedes, les es cercano Renuevo cordialmente mi deseo de Pascua a todos. Permanezcamos unidos en oración y en el compromiso de ayudarnos unos a otros como hermanos. Que tengan un buen almuerzo y adiós.

console.log("Prueba")