Blessed María de la Purísima

Courtesy of madremariadelapurisma.es

El milagro de la Madre María de la Purísima a un armao de la Macarena

La religiosa de la Compañía de la Cruz será canonizada en Roma el próximo 18 de octubre

Share this Entry

El próximo 18 de octubre se celebrará en Roma la ceremonia de canonización de la Madre María de la Purísima de la Cruz, sexta madre general del instituto fundado por santa Ángela en Sevilla en 1876. Solo cinco años después de su beatificación, que se celebró el 18 de septiembre de 2010 en el Estadio Olímpico de la capital hispalense y con la excepcional presencia de la imagen de la Esperanza Macarena, tan unida a las Hermanas de la Cruz, será elevada a los altares esta religiosa contemporánea.

La Madre María de la Purísima ingresará en el catálogo de los santos por la curación de Francisco José Carretero Díaz, «Carre». En septiembre de 2012, con 43 años, este armao de la Centuria Macarena sufrió una parada cardiorrespiratoria que lo mantuvo sin oxígeno durante 25 minutos. Una pareja de novios que transitaba por el lugar le practicó los primeros auxilios para intentar reanimarle. Al llegar la ambulancia, fue intubado y trasladado al hospital Virgen Macarena de Sevilla, donde ingresó en estado vegetativo. Después de doce días, cuando todo el mundo lo daba por «clínicamente muerto» y los médicos sopesaban si desenchufarlo de las máquinas que lo mantenían artificialmente con vida, despertó del coma. En todo ese tiempo, su caso había trascendido en las redes sociales y se hizo una novena a la que fuera superiora de la Compañía de la Cruz, a cuya intercesión se atribuye la curación de «Carre», reconocida como milagrosa por el equipo médico que ha analizado el caso en Roma.

La futura santa, María Isabel Salvat Romero en el siglo, nacida en 1926 en Madrid en el seno de una familia acomodada, ingresó con 18 años, en 1944, como postulante en las Hermanas de la Cruz. Un año después vistió por primera vez el hábito y tomó el nombre con el que vivió el resto de su vida. 

La Madre María de la Purísima de la Cruz hizo los votos perpetuos en 1952. Desde 1977 hasta su fallecimiento en 1998 fue madre general. Sus restos mortales permanecen en la Casa Madre de la Compañía de la Cruz, en la cripta que ocupó santa Ángela durante cincuenta años.

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación