Profesor Peter Vlaming,Alliance. Foto: Defending Freedom

USA: despiden a profesor por no usar los pronombres de la ideología de género

Print Friendly, PDF & Email

El Consejo Escolar de West Point despidió a Vlaming, que enseñaba francés en el distrito desde hacía casi seis años, después de que declarara que no podía cumplir en conciencia la orden del superintendente de que se refiriera a uno de sus alumnos utilizando pronombres que no concordaban con el sexo biológico del estudiante.

Share this Entry
Print Friendly, PDF & Email

(ZENIT Noticias / Virginia, Estados Unidos, 24.05.2022).- El fiscal general de Virginia, médicos, feministas, académicos legales y una variedad de organizaciones han presentado escritos ante el Tribunal Supremo de Virginia en apoyo de un profesor de secundaria despedido por evitar el uso de pronombres personales para referirse a uno de sus estudiantes. Los abogados de Alliance Defending Freedom que representan al profesor, Peter Vlaming, presentaron el martes 24 de mayo su escrito inicial ante el tribunal.

El Consejo Escolar de West Point despidió a Vlaming, que enseñaba francés en el distrito desde hacía casi seis años, después de que declarara que no podía cumplir en conciencia la orden del superintendente de que se refiriera a uno de sus alumnos utilizando pronombres que no concordaban con el sexo biológico del estudiante.

Vlaming trató de adaptarse al alumno utilizando sistemáticamente el nuevo nombre elegido por el estudiante en lugar de su nombre de pila y evitando por completo el uso de pronombres. Pero las autoridades escolares le ordenaron que dejara de evitar el uso de pronombres para referirse al alumno, incluso cuando éste no estuviera presente, y que empezara a utilizar pronombres incompatibles con el sexo biológico del alumno.

«Peter no fue despedido por algo que dijo; fue despedido por algo que no pudo decir», dijo el consejero principal de la ADF, Chris Schandevel. «Como profesor, Peter era un apasionado de la materia que enseñaba, era muy querido por sus alumnos, y hacía todo lo posible por satisfacer sus necesidades y peticiones. Pero Peter no podía, en conciencia, pronunciar mensajes que no cree que sean ciertos. Nosotros y las numerosas partes que han presentado escritos en apoyo de Peter esperamos que el Tribunal Supremo de Virginia reconozca que el Consejo Escolar violó los derechos de Peter en virtud de la Constitución de Virginia y la ley estatal».

Como explica el escrito de la ADF presentado ante el tribunal, «en el fondo, la cuestión general que se presenta es muy estrecha: si se puede obligar a los profesores de las escuelas públicas a violar sus creencias religiosas al expresar su acuerdo personal con el punto de vista del gobierno sobre una cuestión de interés público. La respuesta es un rotundo ‘No'».

Como señala el Estado de Virginia en su escrito, «la decisión del Consejo Escolar de despedir a Vlaming por negarse a expresar una creencia que no tiene, y que es contraria a su fe, transgrede las antiguas protecciones constitucionales de Virginia».

«Afirmar la afirmación de un niño de una identidad de género discordante en realidad exacerba la angustia psicológica y emocional que subyace a la afirmación», escribió un grupo de médicos que tratan a niños y adolescentes. «Al negarse a negar la realidad biológica accediendo a las demandas de su alumno, fue el Sr. Vlaming quien actuó en el mejor interés [del alumno]. En lugar de ser despedido, el Sr. Vlaming debería ser celebrado».

«No es exagerado decir que la actual ola de defensa de la ‘identidad de género’ implica un rechazo explícito de los hechos científicos objetivos», añadió el Frente de Liberación de la Mujer, un grupo feminista autodenominado radical. Como explica su escrito, «las leyes y políticas basadas en la identidad de género ya se han aplicado de una manera que pisotea los derechos, la privacidad y la seguridad de las mujeres y las niñas», al tiempo que aísla y amenaza a «las mujeres y los hombres que, como el Sr. Vlaming, simplemente quieren realizar su trabajo sin verse obligados a apoyar creencias que no comparten».

Shawn Voyles, uno de los más de 4.400 abogados de la Red de Abogados de la ADF, está actuando como co-asesor en nombre de Vlaming en el caso Vlaming v. West Point School Board.

Share this Entry

Redacción zenit

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación

@media only screen and (max-width: 600px) { .printfriendly { display: none !important; } }