Dona ahora!
Foto: Oficina de Comunicación Dominicos España

Congreso sobre los derechos humanos en Sevilla (Foto: Oficina de Comunicación Dominicos España)

La Familia Dominicana creará un observatorio de derechos humanos

Se trata de una iniciativa con motivo del VIII centenario de la Orden de Predicadores. Se ha anunciado durante un congreso en Sevilla

Este fin de semana ha tenido lugar en Sevilla el Congreso “La vulnerabilidad de los emigrantes y los derechos humanos”, en el que se han dado cita más de cien personas en el convento de los dominicos de Santo Tomás.

El encuentro se ha celebrado en el marco del Jubileo de la Orden de Predicadores, bajo el espíritu del llamado Proceso Salamanca que, inspirado en el diálogo que mantuvieron en el siglo XVI los misioneros en el Nuevo Mundo y los teólogos dominicos de la Escuela de Salamanca, quiere ser un espacio de encuentro entre personas que se dedican a la reflexión teológica y personas que trabajan en la primera línea de la defensa de los derechos humanos.

El filósofo fr. Juan Manuel Almarza; el historiador fr. Antonio Larios; la secretaria de Familia Dominicana, Pilar del Barrio; Maite Moreno, abogada de Cáritas; el psicólogo Javier Saavedra; el exdefensor del pueblo andaluz, José Chamizo; y el vicario de pastoral de la diócesis de Madrid, José Antonio Segovia, han sido algunos de los ponentes.

También han intervenido las hermanas oblatas, adoratrices y mercedarias, que han relatado las duras realidades de los inmigrantes en Almería, y han denunciado la situación de las mujeres que son traídas a España en régimen de esclavitud para ejercer la prostitución.

Con motivo de los 800 años de su fundación, la Familia Dominicana va a crear un observatorio de derechos humanos, según ha adelantado su secretaria Pilar del Barrio al finalizar la primera mañana del congreso.

Durante tres días, sociólogos, teólogos, artistas, historiadores, trabajadores sociales, abogados, psicólogos, educadores y expertos en cooperación han reflexionado sobre aspectos éticos, metodológicos y culturales en torno a la cuestión: “¿Estos no son hombres?”

Los derechos humanos tienen un lugar privilegiado en la tradición dominicana. Al respecto, cabe destacar la figura de fray Bartolomé de las Casas, en cuya obra se adelantan algunos de los fundamentos sobre la dignidad de la persona que se recogerán mucho tiempo después en la Declaración Universal de Derechos Humanos.

About Redacción

Share this Entry

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación