Dona ahora!

Misiones Salesianas advierte sobre las injerencias del Gobierno nepalí en la distribución de ayudas

La institución colabora con otras organizaciones de la Iglesia como Cáritas para ser más efectivos y evitar la corrupción gubernamental. En rueda de prensa, el religioso salesiano Vincent Mondal explica que están trabajando para poder garantizar la educación de los niños

El misionero salesiano Vincent Mondal es el responsable de coordinar la ayuda de emergencia que envía la Congregación desde India a Nepal. Las injerencias del Gobierno nepalí a la hora de controlar la distribución de la ayuda y la recepción de los fondos ha convertido a la Inspectoría india de Calculta en el centro de operaciones de los Salesianos para el envío y la distribución de los materiales de emergencia. Los religiosos fundados por Don Bosco en Nepal colaboran con otras organizaciones de la Iglesia como Cáritas “porque somos más efectivos así y evitamos la corrupción gubernamental. De esta manera multiplicamos esfuerzos para llegar a más población necesitada”.

En un encuentro con los medios de comunicación en la sede de Misiones Salesianas en Madrid, el padre Mondal ha explicado la situación de la población y el desarrollo de la ayuda en el país: “Nuestra prioridad son los niños, lo eran antes y lo son ahora, después del terremoto. El principal objetivo es poder garantizar su educación a través de nuestros centros y pudiendo ayudar a las familias que lo han perdido todo en los próximos tres años”.

La Congregación cuenta en Nepal con cuatro escuelas, una escuela profesional y dos centros de acogida. “Queremos ampliar este proyecto, especialmente los centros de acogida, puesto que muchos menores han perdido a sus padres y necesitarán de alojamiento, alimentación y apoyo”, ha añadido.

El religioso salesiano ha reconocido además que “la población esperaba un gran terremoto por la zona sísmica en la que se encuentra el país. Nosotros pudimos actuar desde el primer momento gracias a los fondos propios que teníamos. Después, las procuras misioneras, las ONGs, las fundaciones y todas las ramas de la Familia Salesiana se han movilizado para ayudar a Nepal y la ayuda ha seguido llegando, así que estamos muy agradecidos”.

Con el 45 por ciento de las viviendas destruidas y muchísimas personas viviendo en la calle en tiendas de campaña improvisadas, el misionero ha señalado que “tras esta primera fase de emergencia con la entrega de productos de primera necesidad, queremos ayudar a la población a reconstruir unas viviendas sencillas para que tengan refugio”. “Ha llegado el momento de pensar en la ayuda a largo plazo. Para ello estamos trabajando. Queremos que las casas que se construyan tengan unas mínimas garantías antisísmicas y, sobre todo, queremos que todos los niños y niñas vuelvan a la escuela. La falta de recursos no debe ser un problema”, ha insistido.

Aunque el país tardará en recuperarse de la devastación, el coordinador de la ayuda de emergencia de los Salesianos ha pedido que “nadie se olvide de Nepal. Es un país que vive del turismo y la gente tiene que seguir visitándolo para ayudar a su población a superar la destrucción que ha sufrido”.

About Redacción

Share this Entry

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación