Uruguay: Rechazo al proyecto de ley sobre células madre embrionarias

Print Friendly, PDF & Email

Lo considera un “grave atentado a la dignidad humana”

Share this Entry
Print Friendly, PDF & Email

MONTEVIDEO, martes, 21 julio 2009 (ZENIT.org).- La Archidiócesis de Montevideo considera un «grave atentado a la dignidad humana» el proyecto de ley del Gobierno uruguayo que permite la investigación científica con células madre embrionarias, según  manifestó a los medios de comunicación su portavoz, el sacerdote Miguel Ángel Pastorino.
 
El padre Pastorino señaló que «la Iglesia no está en contra del uso de células madre para la investigación, pues se ha demostrado que puede tener muchos beneficios para la salud, pero sí se opone a la utilización de embriones (humanos) con ese fin».
 
«Al estar ante un embrión estamos ante una vida humana», afirmó el portavoz, quien subrayó que es «en ese punto» donde radica «la discusión» generada por el proyecto de ley.
 
El texto legal fue elaborado el año pasado por el Instituto Nacional de Donación y Trasplantes de Uruguay (INDT) y modificado en los últimos meses por los senadores del gobernante Frente Amplio, junto al Ministerio de Salud Pública..
 
La Archidiócesis de Montevideo mostró su rechazo al proyecto de ley de células madre en un comunicado elaborado por el Instituto Pastoral de Bioética y difundido el 20 de julio.
 
En el informe, el Instituto señala que «no cabe duda de que el embrión humano es un individuo de la especie humana, un ser humano».
 
Al permitir la investigación con células madre provenientes de embriones, la propuesta «viola el primero de los derechos humanos: el derecho a la vida» e incurre en una «gravísima falta ética», señala el comunicado.
 
«El fin no justifica los medios», advierte en su informe el Instituto, que confía en que «una atenta reflexión sobre estas consideraciones éticas impulsará a los señores legisladores a rectificar el proyecto de ley durante su próximo tratamiento en la Cámara de Representantes».
 
El director del Instituto, Gustavo Ordoqui, dijo a los medios que «no se pretende realizar un ataque contra el uso de células madre, que bien obtenidas y de buen origen son particularmente útiles». Afirmó sin embargo que «un proyecto de ley que permite la destrucción de vida humana, aunque sea para fines científicos, no puede ser apoyado por la Iglesia».
 
 

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación

@media only screen and (max-width: 600px) { .printfriendly { display: none !important; } }