Esclavitud. Foto: Archivo

Jesuitas de Estados Unidos pagarán 100 millones de dólares a descendientes de esclavos vendidos por ellos en el pasado

Print Friendly, PDF & Email

En 1838 la Compañía de Jesús en Estados Unidos vendió 272 esclavos de raza negra a terratenientes de Louisiana.

Share this Entry
Print Friendly, PDF & Email

Redacción

En 1838 la Compañía de Jesús en Estados Unidos vendió 272 esclavos de raza negra a terratenientes de Louisiana. Una parte de las ganancias fueron destinadas a la Universidad de Georgetown, una de sus principales universidades en la Unión Americana. Muchos años después, y desde esa misma universidad, los jesuitas prometen 100 millones de dólares a los descendientes de esas personas.

Esta información se ha dado a conocer luego de unos encuentros sobre “Pensamiento Social Católico y Vida Pública”, realizados por iniciativa de la misma Universidad de Georgetown, el jueves 29 de abril. En esos encuentros se analizó lo que la Iglesia y la sociedad deben hacer por avanzar en cuestiones étnicas y raciales. En estos encuentros hubo participación de la “Asociación de Descendientes GU272”, donde hay familiares de aquellos 272 esclavos. De hecho, entre los panelistas invitados estuvo Joseph M. Stewart, descendiente de una de las personas vendidas (a quien de hecho se le dedicó un edificio en Georgetown).

Stewart es presidente interior de una fundación conjunta entre jesuitas y la “Asociación de Descendientes GU272”. Será esta fundación la que reciba los 100 millones de dólares que la Compañía de Jesús se comprometió a recaudar, tanto para descendientes como para iniciativas de reconciliación.

Al respecto, el presidente de la Conferencia de Jesuitas de Canadá y Estados Unidos, padre Tim Kesicki, dijo: “Si queremos abordar seriamente lo que sucedió en las calles de Minneapolis el verano pasado, realmente necesitamos ser dueños de esta historia”. Y añadió: «Esta narrativa de 1845 y ver cómo hay una conexión directa entre nuestra historia como iglesia en los Estados Unidos con el pecado continuo y la enfermedad del racismo en las calles hoy y hasta que nos reconciliemos con eso, el racismo perdurará”.

Share this Entry

Redacción Zenit

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación

@media only screen and (max-width: 600px) { .printfriendly { display: none !important; } }