ahora también es reconocido por la ciencia como una fuente de salud física ya que ayuda a respirar correctamente Foto: Aleteia

Segundo estudio científico muestra beneficios para salud por rezar el Rosario

Print Friendly, PDF & Email

Dos médicos de New York, Patricia Gerbarg y Richard Brown, hicieron un par de estudios que fueron recogidos en un best seller del New York Times escrito por el periodista James Nestor: Breath: The New Science of a Lost Art. Concluyeron que la respiración más eficiente era cuando los pacientes inhalaban durante 5,5 segundos y exhalaban durante los mismos 5,5, realizando entre 5 y 6 respiraciones por minuto.

Share this Entry
Print Friendly, PDF & Email

(ZENIT Noticias / Roma, 01.01.2024).- Si bien es cierto que, al interior de la Iglesia, es ampliamente conocido que el rezo del rosario es una práctica con muchos beneficios espirituales, ahora también es reconocido por la ciencia como una fuente de salud física ya que ayuda a respirar correctamente, teniendo consecuencias muy positivas para el flujo sanguíneo y el sistema nervioso.

Investigadores de la Universidad de Pavía, en Italia, llegaron a esta conclusión en su estudio de 2001 publicado en el British Medical Journal, en el cual hicieron la prueba con 23 participantes sanos a quienes les colocaron sensores para medir la frecuencia cardiaca, el flujo sanguíneo y la retroalimentación del sistema nervioso mientras recitaban el rosario, en la lengua oficial de la Iglesia, el latín, recitando unos la primera mitad y los otros la respuesta.

Los sensores registraron una ralentización en las respiraciones de los participantes, lo que provocó que el flujo sanguíneo al cerebro y la variabilidad de la frecuencia cardíaca comenzara a aumentar. Esto ayudó al corazón y al sistema nervioso a funcionar con su máxima eficiencia. Los resultados además de sorprendentes fueron muy evidentes, ya que cuando los participantes volvieron a hablar y respirar normalmente esta tendencia comenzó a revertirse.

Una década después, en 2013, dos médicos de New York, Patricia Gerbarg y Richard Brown, hicieron un par de estudios que fueron recogidos en un best seller del New York Times escrito por el periodista James Nestor: Breath: The New Science of a Lost Art. Concluyeron que la respiración más eficiente era cuando los pacientes inhalaban durante 5,5 segundos y exhalaban durante los mismos 5,5, realizando entre 5 y 6 respiraciones por minuto.

Estos estudios ayudaron a pacientes sobrevivientes del 11 de septiembre quienes habían experimentado una tos crónica a causa de permanecer en los escombros. Tenían una mejora significativa con este método. Descubrieron incluso que, al practicar esta respiración por diez minutos al día, tiene efectos sorprendentes.

El mismo Nestor concluyó, a partir de diversos análisis de investigaciones pulmonares, que este “aliento perfecto” resultaba ser raíz de salud, felicidad y longevidad. Así mismo, encontró que esta técnica se hallaba ya en prácticas espirituales de todo el mundo y especialmente en el rosario.

Aunque en la actualidad este patrón de respiración se enseña en diversas maneras, por medio de aplicaciones o posturas, el rosario, además de ser una excelente práctica espiritual, contiene este beneficio para la salud incluso sin darnos cuenta, o tener que estar pensando en ello.

Para este año nuevo, un excelente propósito sería el rezo del rosario, incluso diario si es posible ya que, aunque nos limitamos a describir el beneficio físico de esta práctica, sobre todo nutre el alma y como la ciencia ahora también lo corrobora, da la salud física, permitiéndonos conseguir paz y equilibro mental en medio de un mundo que vive aceleradamente.

 

 

Share this Entry

Dante Alba, LC

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación

@media only screen and (max-width: 600px) { .printfriendly { display: none !important; } }