"La situación es muy preocupante", padre Rolando Montes de Oca. Foto: ARCHISEVILLA.ORG