República Checa: “El Estado quiere controlar a la Iglesia”

Denuncia el cardenal Miloslav Vlk

Share this Entry

PRAGA, 23 dic 2001 (ZENIT.org).- El Estado quiere controlar a la Iglesia en la República Checa. Lo ha afirmado el cardenal Miloslav Vlk, arzobispo de Praga, en declaraciones a los medios de comunicación alemanes.

Según el cardenal Vl, “estamos asistiendo a un verdadero peligro para la democracia y para aquella libertad de la Iglesia sancionada por la nueva Constitución de 1991”.

El nudo de la cuestión es la nueva ley en materia de religión aprobada por el Parlamento el martes pasado a pesar del veto del presidente Havel.

Según el cardenal Vlk, el peligro “está en el hecho de que, según este texto, cualquier institución eclesial debe obtener el reconocimiento del Estado y no de la Iglesia misma”, No se trata a su juicio de un acto formal “sino de una medida de las instituciones que quieren arrebatar a la Iglesia sobre todo su compromiso social, penalizando a Caritas que viene considerada casi como una fuerza en competencia con la actuación de las instituciones”.

“Parece casi –añade el cardenal Vlk- que el Estado tenga miedo de nuestra influencia y quiera hacernos volver nuevamente a encerranos en la sacristía; pero después de tantos años de dictadura hemos desarrollado una cierta sensibilidad sobre el argumento”.

A pesar del deterioro de la situación y sobre todo “de la desconfianza de la Iglesia en las instituciones”, el cardenal Vlk cree en el diálogo: “Sigo manteniendo la opinión de que el Gobierno quiera reemprender la negociación”. “El verdadero problema –concluye el cardenal checo- es que los bonitos discursos y las intenciones no han sido fijados por escrito y existe el riesgo de que su sentido sea alterado u olvidado”.
ZS01122310

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación