El Papa reza por una mayor presencia de católicos en la vida pública de Latinoamérica

En sus intenciones para el mes de octubre

Share this Entry

CIUDAD DEL VATICANO, viernes, 1 octubre 2004 (ZENIT.org).- Juan Pablo II rezará en el mes de octubre para «que en el continente latinoamericano aumente la presencia cualificada de los católicos en la vida pública y en los medios de comunicación social».

Así lo anuncia la intención misionera del Apostolado de la Oración, que el Santo Padre asume como propia para ofrecer sus oraciones y sacrificios junto a miles de laicos, religiosos, religiosas, sacerdotes y obispos del mundo entero. «Ordenar las realidades temporales conforme a la voluntad de Dios» es «uno de los ámbitos en los que se realiza la vocación de los fieles laicos» «a través de la diversidad de carismas y ministerios» que le son propios, explica el cardenal Norberto Rivera Carrera comentando la intención misionera de este mes.

De hecho, según expresa el arzobispo primado de México a «Fides», «la participación de los laicos en los medios de comunicación social y en la ordenación de la sociedad conforme a los principios cristianos, es decir, la vocación política, nos abre a valorar y estimular estos campos específicos de apostolado».

Ya alertó el Papa en la Exhortación Apostólica Postsinodal «Ecclesia in America» de que «América necesita laicos cristianos que puedan asumir responsabilidades directivas en la sociedad», recuerda el purpurado.

De ahí la urgencia –añadía el Santo Padre– de formar «en los principios y valores de la doctrina social de la Iglesia», en «teología del laicado», en «principios éticos» y «valores morales cristianos» «a «hombres y mujeres capaces de actuar, según su propia vocación, en la vida pública orientándola al bien común».

De hecho, recordó que «en el ejercicio de la política, vista en el sentido más noble y auténtico como administración del bien común», se puede «encontrar también el propio camino de santificación», apunta el cardenal Rivera.

El prelado también incide en la necesidad de «que los cristianos se comprometan más en las decisiones sobre el destino de sus pueblos y que lo hagan por todos los medios posibles y que usen los medios de comunicación de manera ética para estos nobles fines».

«La Iglesia reconoce –concluye– que estos instrumentos, rectamente utilizados, prestan ayuda valiosa al género humano, puesto que contribuyen eficazmente a distender y cultivar los espíritus y a propagar y afirmar el reino de Dios, a evangelizar y extender la salvación a todos los hombres».

Todos los meses, el Papa también ofrece sus oraciones por una intención general, que en octubre será: «Que los cristianos, firmes en su fe, se abran al diálogo con quienes pertenecen a otras tradiciones religiosas».

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación