Inicia el Tercer Congreso Guadalupano en la Ciudad de México

Analizará el acontecimiento gudalupano en sus más recientes publicaciones

Share this Entry

MÉXICO, miércoles, 26 julio 2006 (ZENIT.orgEl Observador).- A partir de este miércoles y hasta el próximo lunes 31 de julio, especialistas y analistas del acontecimiento gudalupano se reunirán para hablar del estado de la investigación y publicaciones sobre las apariciones de la Virgen de Guadalupe a San Juan Diego.

La inauguración corre a cargo de monseñor Diego Monroy Ponce, vicario general y episcopal de Guadalupe y rector del santuario más visitado por los fieles en América Latina.

Entre las nuevas publicaciones sobre el acontecimiento que dio origen a la nación mexicana, cabe destacar «Guadalupe, pulso y corazón de un pueblo» del sacerdote Fidel González Fernández, consultor de la Congregación para las Causas de los Santos, así como «Juan Diego Cuauhtlatoatzin», que será revisado por sus autores, la doctora Ana Rita Valero, presidenta de la Archicofradía Universal de Guadalupe y el maestro Arturo Rocha Cortés, director del Boletín Guadalupano.

Otras publicaciones recientes que serán analizadas durante el Congreso serán «Los sermones Guadalupanos de los siglos XVI a XVIII», recopilados por el padre Francisco Shulte y el Plano Topográfico de la Villa de Nuestra de Guadalupe y sus Alrededores en 1651.

Dentro del programa se hará la presentación de la «Guía de Documentos Novohispanos» del Archivo Histórico de la Insigne y Nacional Basílica de Santa María de Guadalupe por parte del presbítero Gustavo Watson Marrón, autor de la misma, así como «La Tilma Guadalupana revela sus secretos» que expondrá Fernando Ojeda Llanes.

Durante el encuentro habrá celebraciones religiosas y culturales de los pueblos indígenas y se conmemorará el cuarto aniversario de la canonización de San Juan Diego Cuauhtlatoatzin con una concelebración eucarística que presidirá el cardenal Norberto Rivera Carrera, arzobispo primado de México.

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación