El nuevo libro-entrevista, una ocasión para conocer mejor al Papa

Según el portavoz vaticano, Federico Lombardi

Share this Entry

CIUDAD DEL VATICANO, domingo, 28 noviembre 2010 (ZENIT.org).- El libro-entrevista de Benedito XVI, «Luz del mundo», recién publicado, constituye «una nueva ocasión para conocer mejor quién es nuestro Papa», considera el portavoz vaticano.

El padre Federico Lombardi S.I., director de la Oficina de Información de la Santa Sede, analiza el interés de esta larga conversación con el periodista Peter Seewald, en el último editorial de Octava Dies, semanario del Centro Televisivo Vaticano, e invita a descubrir los muchos temas afrontados y que hasta ahora no han sido comentados por los medios de comunicación.

«El Papa visto de cerca –conocido mejor no sólo como pontífice sino también como hombre– atrae la simpatía de muchísimos, que aprecian su gentileza y sensibilidad, su trato humilde y humano y su atención hacia quienes encuentra, pequeños y grandes».

«El entusiasmo de la gente común en el curso de tantos viajes internacionales –como los de Malta, Portugal, Reino Unido y España– se explica en gran parte con el mejor conocimiento de la persona de Joseph Ratzinger-Benedicto XVI».

 «Ahora tenemos una nueva ocasión para conocer mejor quién es nuestro Papa», explica días después de la presentación del volumen.

«Las noticias que han acompañado la publicación se han concentrado a menudo en pocas páginas y poquísimos temas, mientras que en las seis largas horas de coloquios, de las que nació el libro, el Papa ha tocado innumerables temas que pueden interesar a la gente de hoy», reconoce el portavoz.

«Y lo ha hecho con un lenguaje y un estilo sencillo y espontáneo –añade–, con una sinceridad a veces casi desconcertante».
 
Según el portavoz, se trata de «un nuevo servicio» de Benedicto XVI «original para todos nosotros, para responder a tantas preguntas que queríamos plantearle, desde las más profundas e importantes sobre el sentido de nuestra vida, hasta aquellas sobre los problemas que atormentan a la Iglesia, en las crisis dramáticas del mundo de hoy, incluyendo asimismo las más personales, sobre él y sus sentimientos».

«Un Papa que no nos habla sólo desde la cátedra de su magisterio solemne o en el curso de las grandes celebraciones litúrgicas, sino que nos deja entender que camina con nosotros, hermano y amigo con los pies bien plantados en esta tierra nuestra, fascinadora pero dramática, y así, nos ayuda mejor a mirar hacia adelante, con fe sencilla y firme y esperanza viva», concluye.  

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación