Cardinal Antonio Cañizares archbishop of Valencia

El cardenal Antonio Cañizares

Cañizares pide “un gobierno estable” ante la situación de “extrema gravedad” en Cataluña

El cardenal arzobispo de Valencia insta a las formaciones políticas a tener “altura de miras”, porque por encima de otros intereses está el bien común de España

Share this Entry

El cardenal arzobispo de Valencia, monseñor Antonio Cañizares Llovera, considera que la situación generada en Cataluña es de “extrema gravedad” y pide a las fuerzas políticas “altura de miras y generosidad” para formar un “gobierno estable” formado por los partidos moderados y constitucionalistas.
“¡Por favor! Pido a las fuerzas políticas que estén a la altura que las circunstancias exigen y piensen en el bien común. No hay tiempo que perder: se necesita un Gobierno estable. El retraso en el tiempo de la solución de un Gobierno estable juega contra todos. ¿A quién habrá que pedir las responsabilidades correspondientes en el futuro?”, se pregunta. Así se expresa en un artículo que publicará en su próximo número el semanario Paraula, y que adelanta la agencia de noticias de la archidiócesis de Valencia (AVAN).
Para el purpurado, “lo que dicta la razón y el sentido común” es que esta estabilidad la garanticen “las fuerzas democráticas, moderadas, constitucionalistas, respetuosas con la Ley y las leyes”.
En este sentido, pide a las formaciones políticas “que se guíen por la razón y no por sentimientos, que no vuelvan la vista atrás en una mentalidad de enfrentamiento ya superada, que sean capaces de diálogo, de colaboración y de cooperación en la edificación de una España de todos y para todos, con capacidad de sacrificio”.
“¿Tan difícil es?”, se cuestiona, al tiempo que predice que será complicado para “quienes sean alicortos para emprender el vuelo alto que ahora se necesita”.
Además, el cardenal Cañizares advierte de que las consecuencias de no formar un gobierno estable las pagarán “los pobres, los que no tienen trabajo, las familias, los débiles, los últimos, los que no cuentan”.
Por ello, pide a las formaciones políticas que “sean generosas” y les recuerda que “por encima de otros intereses, está el bien común” y que “el bien común se llama España y los españoles, singularmente los más desfavorecidos”.
En todo caso, precisa que no trata de “imponer nada a nadie” y añade que su propuesta “no es de una determinada confesión religiosa particular” sino “de todos y para todos, conforme a la razón”.
Al final de su artículo, en el que asegura que escribe sus reflexiones “como obispo y ciudadano”, se dirige a los católicos españoles para exhortarles a “no ocultar a Jesús”, a “ser consecuentes” con su fe y a “no cruzarse de brazos”. “Necesitamos estar muy unidos, a ver si despertamos y no negamos la aportación del Evangelio que tanto necesita nuestra Patria”, concluye el arzobispo de Valencia.

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación