Huracán Iota en Nicaragua (C) víctimas del deslave en el macizo de peñas blancas

Nicaragua: Muertes, inundaciones y deslaves tras el paso del huracán Iota

Más de 400.000 afectados

Share this Entry

(zenit – 19 nov. 2020).- El huracán Iota pasó esta semana por Nicaragua dejando muertes, inundaciones, deslaves de cerros y más de 400.000 personas afectadas, es considerado el más fuerte huracán que ha azotado Nicaragua en la historia del país centroamericano según el Gobierno.

El doctor Guillermo González, ministro del Sistema Nacional para la Atención y Mitigación a Desastres, afirmó que 48 horas antes de que el huracán tocara tierra nicaragüense se movilizaron más de 65 mil personas a refugios, a casas solidarias con la intención de salvaguardar la vida y se está en ese proceso en este momento de seguir atendiendo a todas estas familias mientras los efectos del huracán estén presentes en el territorio nacional”.

Confirman muerte de 12 personas

Un deslave soterró a unas seis familias que vivían en las zonas bajas del Macizo de Peñas Blancas, en Matagalpa al norte del país. La tarde de este miércoles se han confirmado 12 fallecidos, mientras otras 19 personas han sido rescatadas con vida.

El deslave ocurrió la tarde de este martes 17 de noviembre luego que una enorme roca del macizo se desprendiera producto de las constantes lluvias, un huracán que entró a Nicaragua el lunes en categoría 4 —de un máximo de 5—, pero que se desgradó a tormenta tropical.

Obispo cercano y solidario

Las familias que fueron víctimas del deslave de tierra tenían décadas de vivir en esa zona y se dedicaban al cultivo de granos básicos. Monseñor Rolando Álvarez, obispo de Matagalpa, manifestó su cercanía con las víctimas, “Profundo dolor por lo que nos ha sucedido en el Macizo de Peñas Blancas, entre La Dalia y Rancho Grande. En este momento se están movilizando nuestros sacerdotes a esa área y ponernos a la total y completa disposición de cuántos estén afectados”, dijo el prelado en su cuenta de Twitter.

La huella de destrucción que dejó el huracán Iota en el Caribe Norte y la región Norte de Nicaragua aumenta cada día. Los alcaldes (autoridades municipales) opositores denuncian el abandono del Gobierno de Daniel Ortega y lamentan “no tener” los recursos necesarios para responder a centenares de afectaciones en caminos, cultivos, y en viviendas inundadas, destruidas o semidestruidas.

Nicaragua todavía tiene riesgo de sufrir más deslaves e inundaciones como consecuencia de las lluvias porque, además de que los suelos se encuentran saturados, la temporada de huracanes todavía no ha terminado y podría extenderse hasta el mes de diciembre, alertó en una entrevista en el programa Esta Noche el agrometeorólogo del Centro Humboldt, Agustín Moreira.

En el país varias capillas y parroquias de las diócesis de Estelí, Jinotega, Granada, Siuna y de la arquidiócesis de Managua sirvieron de albergues para refugiar a las familias dignificadas que perdieron todo producto del catastrófico huracán.

Share this Entry

Cristhian Alvarenga

¡Hola! Soy Cristhian Alvarenga, periodista de profesión. Del 2015 al 2020 coordiné el área de prensa en la diócesis de León, Nicaragua y fui parte de la comisión de comunicación diocesana, soy el autor del blog Iglesia en Salida, (https://www.facebook.com/IglesiaEnSalidaOrg), un espacio de información y comunicación, orientado a generar reflexión, investigación e información sobre el quehacer pastoral de la Iglesia Católica en Nicaragua, así como promover devociones para fomentar nuestra fe. Me gusta producir podcast y escribir poesía. La defensa del medio ambiente y de los Derechos Humanos debe de ser siempre un compromiso para aportar a un mundo más humano y justo.

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación