Dona ahora!
Padre Ángel García © Mensajeros de La Paz

Padre Ángel García © Mensajeros de La Paz

España: “Mensajeros de la Paz” ofrece 200 camas de su residencia en Toledo

Aligerar espacios para casos de necesidad

(zenit – 17 marzo 2020).- El padre Ángel García Rodríguez anuncia que la ONG “Mensajeros de la Paz” pondrá 200 camas de su residencia en Pantoja, Toledo, España, a disposición de los hospitales de Castilla-La Mancha.

El padre Ángel se puso en contacto con el presidente autonómico de Castilla-La Mancha, Emiliano Page, para ofrecer estas camas en caso de que fuera necesario aligerar los hospitales para dar cabida a los infectados por el coronavirus.

Así lo comunicó ayer, 16 de marzo de 2020, la propia asociación “Mensajeros de la Paz” a través de un comunicado.

“Decidirán los expertos”

La residencia en Pantoja, Toledo, tiene alrededor de 200 plazas y el padre Ángel confirma que “serán los expertos quienes decidan. Nuestra intención es ceder las camas y la estancia para aquellos pacientes ingresados, y no contagiados, que pueden curarse de sus dolencias fuera del hospital y así, liberar camas para los infectados por el coronavirus”.

El presidente Page ha agradecido personalmente al padre Ángel este ofrecimiento: “Gracias, Ángel. De momento estamos bien, pero no descartamos nada. Un abrazo grande”.

Caterings semanales

Los comedores que “Mensajeros de la Paz” tiene en toda España han decidido organizar caterings semanalmente en lugar de darlo a diario como se viene haciendo desde que se tomaron las medidas de seguridad por la situación del Covid-19, sobre todo tras el anuncio del gobierno de poner al país en estado de alarma por la pandemia.

Los usuarios de los comedores y de los desayunos solidarios que reparte “Mensajeros de la Paz” dispondrán de los menús completos para toda la semana y listos para llevar.

Suspensión de actividades presenciales

“Estamos intentando dar ánimos a todos los que acuden en estas semanas de confinamiento y rezamos para que esta situación no sea más grave”, comenta el padre Ángel. La iglesia de San Antón en Madrid, que acoge habitualmente a unas 150 personas sin hogar, ha suspendido temporalmente las actividades presenciales para evitar los contagios.

“Estamos muy satisfechos con las medidas que ha tomado el gobierno poniendo al ejército al servicio de las personas sin hogar, entre otros colectivos. Igual que ha hecho el ayuntamiento de Madrid, que ha habilitado un hotel y varias pensiones para acoger a las personas que no tienen hogar. Hacía falta que el ejecutivo y el resto de instituciones pensaran también en la gente sin recursos y sin casa”, añade.

“Estoy seguro de que esta crisis sacará cosas muy buenas de esta sociedad y saldrá a la luz la generosidad de las personas que serán más conscientes de los problemas de los demás. Me encanta que los taxistas al pasar por delante de la iglesia y ver al Santísimo a través del cristal de la capilla, tocan el claxon del coche, como cuando éramos niños y nos santiguábamos al pasar por delante”, concluye el padre Ángel.

About Redacción

Share this Entry

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación