La imagen fue calcinada producto de un atentado el 31 de julio del año 2020. Foto: Facebook Arquidiócesis de Managua.