Filipinas: El misionero secuestrado, Giuseppe Pierantoni, está vivo

Print Friendly, PDF & Email

Los secuestradores le piden sus ahorros para liberarlo

Share this Entry
Print Friendly, PDF & Email

MALABANG, 22 enero 2001 (ZENIT.org).- El misionero Giuseppe Pierantoni se encuentra vivo según han hecho saber los secuestradores a un diario filipino.

Los secuestradores han pedido al sacerdote italiano que les entregue sus ahorros de su cuenta en dólares a cambio de su libertad, según informó este lunes al diario «The Manila Times» un miembro de la banda Pentagon que realiza secuestros a cambio de rescates.

Los expertos en criminalidad filipina consideran que el padre Pierantoni se encuentra ahora en la ciudad de Tungao, en Zamboanga del Sur, cerca de Sibugay, donde se dice que está el cuartel general de Pentagon.

El misionero fue secuestrado el pasado 17 de octubre por seis hombres armados en la ciudad de Dimataling, en Zamboanga del Sur.

En un primer momento, se creyó que el misionero había sido secuestrado por una banda guerrillera relacionada con el grupo islámico Abu Sayyaf o el Frente Moro, con lazos con Osama Bin Laden. Posteriormente se difundieron noticias que daban al misionero por muerto y luego fueron desmentidas.

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación

@media only screen and (max-width: 600px) { .printfriendly { display: none !important; } }