Dona ahora!
Padre Van Ly - Corea del Norte. (Foto Asia News)

Padre Van Ly - Corea del Norte. (Foto Asia News)

Hanoi libera al sacerdote Van Ly, defensor de los derechos humanos

Van Ly no está bien de salud, aunque siempre “brillante y determinado”. Es un gesto de Vietnam antes de la visita de Obama

(ZENIT – Roma).- Las autoridades comunistas de Vietnam han liberado al sacerdote católico Nguyen Van Ly, 70 años, conocido por su lucha en favor de la libertad religiosa y los derechos civiles, informó hoy la agencia de noticas Asia News.

Se trataría de un gesto de buena voluntad ante la visita del presidente estadounidense Barack Obama, programada del 23 al 25 de mayo, con quien Hanoi quiere estrechar lazos militares contra la expansión de la ponencia marítima de China.

El padre Nguyen Van Ly fue condenado el 30 de marzo de 2007 a pasar ocho años preso y cinco de residencia vigilada, acusado de haber violado el artículo 88 del código penal, supuestamente por guiar el movimiento Bloque ‘8406’ nacido en el 2006, con unos 2 mil afiliados y apoyados por grupos políticos opositores como en Partido progresista de Vietnam. El sacerdote vietnamita sufrió en el 2009, un derrame cerebral cuando estaba en la prisión, quedando paralizado por un cierto período.

El sacerdote ya había sido encarcelado por un total de 14 años de prisión entre 1977 y el 2004, por defender la libertad de religión y los derechos humanos.

La liberación fue anunciada por el padre Phan Vam Loi, de la arquidiócesis de Hue en una entrevista a Radio Free Asia (Rfa). “Su salud se ha deteriorado, estaba muy delgado y no se lo veía en buen estado como antes”. Y recordando los 20 años que sufrió en la cárcel añadió: “No lograba mantenerse derecho, estaba curvo. Es el resultado de los ocho últimos años de cárcel. Si bien espiritualmente está “brillante y determinado”.

Al liberarlo las autoridades de Hanoi definieron el gesto como un acto de perdón, a lo que el sacerdote Van Ly respondió que no puede ser perdonado por culpas que no ha admitido.

About Redaccion

Share this Entry

Apoya ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación