El mundo laico organiza una vigilia en Roma en apoyo al Papa

Print Friendly, PDF & Email

Iniciativa del director de «Il Foglio», Giuliano Ferrara

Share this Entry
Print Friendly, PDF & Email

ROMA, 17 enero 2008 (ZENIT.org).- En respuesta a la intolerancia de profesores y universitarios que impidieron la visita de Benedicto XVI a la universidad «La Sapienza» de Roma, un grupo de laicos (algunos de ellos no católicos o no creyentes), invitados por el director del diario «Il Foglio», Giuliano Ferrara, organizaron en la noche de este 16 de enero una vigilia de testimonios en defensa del derecho a la palabra del Papa.

Ferrara ha explicado a Zenit: «Los profesores de la universidad de Roma que lucharon por boicotear la visita de Ratzinger, que ocuparon el rectorado, y que hicieron inseguro el terreno en el que sin embargo debía darse una acogida digna para una persona como Joseph Ratzinger, han cometido un acto de intolerancia».

Los participantes en la vigilia, según Ferrara, que no se presenta como católico, son «laicos», es decir, defensores de la sana separación Iglesia-Estado.

«Creemos que, en línea de principio,  no se puede negar a nadie el derecho a la palabra y pensamos sobre todo que Ratzinger es un Papa, un teólogo, un gran intelectual del siglo XX, que se ha puesto a disposición de nuestro tiempo para ayudarnos a razonar, y porque nosotros le ayudamos, como hombre de fe, a comunicar su fe en términos de razón».

«En una universidad como «La Sapienza» –indica el periodista– debería haber podido desempeñar serenamente su vocación, dejando huella, aunque la dejará, pues el discurso, a causa de la estupidez típica de la intolerancia, que le ha expulsado de la universidad de Roma, tendrá una resonancia mundial».

En la vigilia había profesores y autoridades académicas de la universidad «La Sapienza», que han anunciado iniciativa para manifestar su desacuerdo contra la intolerancia.

Eugenia Roccella, periodista y escritora, explicó a Zenit el sentido de la presencia en la vigilia: «Es un mínimo gesto de solidaridad con el Santo Padre».

«Es un escándalo el que en una institución cultural, que debería educar a los jóvenes en los valores de la verdadera laicidad, la intolerancia, la democracia, y el respeto recíproco, suceda algo así».

«El Papa ha ido a todas las partes del mundo, y sólo en Italia, en la universidad, no puede hablar. Es verdaderamente la degradación de toda forma cultural», concluye la escritora.

Lucetta Scaraffia, profesora de historia contemporánea en «La Sapienza» considera adecuada la decisión del Santo Padre de no asistir a la universidad a causa de las protestas, «pues no le garantizaban la posibilidad de hablar en condiciones normales».

«He querido participar en este encuentro para testimoniar que lo que ha sucedido es gravísimo y que hay que hacer algo», concluye.

Por Mercedes de la Torre

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación

@media only screen and (max-width: 600px) { .printfriendly { display: none !important; } }