Benedicto XVI asegura que el diálogo interreligioso es necesario para la paz

En el encuentro con la comunidad católica de Chipre en una escuela maronita

Print Friendly, PDF & Email
Share this Entry

NICOSIA, sábado 5 de junio de 2010 (ZENIT.org).- Benedicto XVI explicó este sábado a la pequeña comunidad católica de Chipre (el 3,15% de sus 800.000 habitantes) que el diálogo interreligioso es necesario para alcanzar una paz duradera.

«En cuanto al diálogo interreligioso, todavía queda mucho por hacer en todo el mundo», afirmó ante un auditorio que convive no sólo con el 81,5% de los chipriotas que son de religión ortodoxa, sino también con el 18% que es musulmana.

«Sólo a través del trabajo paciente puede construirse la confianza mutua, superarse el peso de la historia, y las diferencias políticas y culturales entre los pueblos sean un motivo para trabajar en una mayor comprensión», les dijo el pontífice hablando en el Campo de Deportes de la escuela de San Marón de Nicosia, dirigida por la Iglesia de rito maronita.

Por eso invitó a los católicos a «crear esa confianza mutua entre cristianos y no cristianos como base para la consolidación de la paz duradera y la armonía entre los pueblos de diferentes religiones, regiones políticas y bagajes culturales».

El obispo de Roma alentó a los católicos chipriotas a buscar «una mayor unidad en la caridad con los demás cristianos y el diálogo con quienes no son cristianos».

«Especialmente desde el Concilio Vaticano II, la Iglesia se ha comprometido a avanzar por el camino de un mejor entendimiento con nuestros hermanos cristianos con el fin de unir cada vez más fuertemente en el amor y la amistad a todos los bautizados», recordó.

En este sentido, aseguró, los católicos chipriotas podrán ofrecer una «contribución personal» al objetivo de la unidad entre los cristianos.

Print Friendly, PDF & Email
Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación