Obispos franceses: La ley contra la homofobia no debe cancelar el debate social

PARÍS, lunes, 19 julio 2004 (ZENIT.org).- Representantes de la Iglesia católica transmitieron este viernes al gobierno francés sus preocupaciones sobre un proyecto de ley aprobado por el ejecutivo que busca luchar contra la homofobia, pues podría atentar contra la libertad de expresión.

Share this Entry

«Nos parece totalmente normal que los ataques contra personas homosexuales sean denunciados y condenados y creo que nuestro sistema legislativo ya tiene un arsenal que permite esto», declaró a la agencia AFP monseñor Jean-Pierre Ricard, presidente de la Conferencia de Obispos al final del encuentro.

Se necesita «poder mantener una libertad de expresión sobre cuestiones que hoy forman parte del debate en la sociedad, como el matrimonio homosexual y la adopción», afirmó el prelado.

La delegación de la Iglesia estaba compuesta por el cardenal Jean-Marie Lustiger, arzobispo de París ; el arzobipo Fortunato Baldelli, nuncio apostólico ; monseñor Ricard, que además es arzobispo de Burdeos ; y por monseñor Georges Pontier, obispo de La Rochelle, vicepresidente de la Conferencia de Obispos de Francia.

El gobierno francés estaba representado por el primer ministro Jean-Pierre Raffarin, acompañado por Dominique de Villepin (ministro del Interior), Dominique Perben (ministro de Justicia) y François Fillon (ministro de Educación).

El borrador de la ley castigaría con un año de cárcel y fuertes multas a toda persona que ataque incluso verbalmente a homosexuales por razones de orientación sexual.

El miedo que algunos han expresado es que se pueda castigar a personas con estas penas por exponer la visión de la Biblia o del Catecismo sobre cuestiones familiares o sexuales.

En la reunión, los obispos manifestaron, además, su preocupación por el espacio que se deja a la enseñanza religiosa en el sistema educativo.

El «tiemmpo de la enseñanza religiosa» es «importante en estos momentos en los que se desea que los niños y los jóvenes puedan tener puntos de referencia, y ser guiados por valores fuertes», afirmó monseñor Jean-Pierre Ricard, a la salida del encuentro, según AFP.

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación