Una exposición muestra en Barcelona la fe de Andy Warhol

«Encontraba en la Iglesia el contrapeso a todo lo negativo de la sociedad»

Share this Entry

BARCELONA, miércoles, 7 junio 2006 (ZENIT.orgVeritas).- El director del museo diocesano de Barcelona, Josep Maria Martí Bonet, valoró este miércoles el éxito que está teniendo la exposición que acoge este mes 130 piezas realizadas por Andy Warhol desde el año 1957 hasta el año de su muerte, 1987.

Se tratan «de un cuadro muy intimista» del representante del pop art, afirmó.

«Warhol era muy contradictorio –declaró a la agencia Veritas el sacerdote–. Por un lado, muy revolucionario, pero por otro, encontraba en la Iglesia católica el contrapeso a todo lo negativo de la sociedad y la gran solución a todos los problemas que él mismo sufría en su carne”.

Martí Bonet explicó que el artista no ocultaba su condición de católico practicante y tenía en su despacho un Cristo, y se refirió a su voluntad de hacer una evocación de la Última Cena en los últimos años de su vida. “Era un hombre muy contemporáneo, con problemas que hoy están en la calle, pero con esperanza, a pesar de todo”, añadió.

La exposición, abierta del 1 de junio al 9 de julio, invita a reflexionar sobre el hombre contemporáneo y muestra el deseo de la Iglesia de establecer un diálogo abierto a todos sobre los problemas que se encuentran en las piezas expuestas, según Martí Bonet.

El museo diocesano de Barcelona dedica especial atención al arte contemporáneo, en el que se inscriben casi la mitad de las cerca de doscientas exposiciones que ha acogido. «Pretendemos abrazar a tantos artistas que quieren manifestar el diálogo de convivencia que es el arte –concluyó el director del museo–, gracias al cual podemos entendernos y respetarnos».

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación