La presencia del Papa en Valencia «hará muchísimo bien a la Iglesia en España»

El presidente de la Conferencia Episcopal supervisa en los preparativos del Encuentro Mundial de las Familias

Share this Entry

VALENCIA, miércoles, 11 enero 2006 (ZENIT.org).- El presidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE), monseñor Ricardo Blázquez, señaló este martes que la visita de Benedicto XVI a Valencia el próximo mes de julio para presidir los actos principales del V Encuentro Mundial de las Familias (EMF), «nos hará muchísimo bien a la Iglesia en España y, ciertamente, a las propias familias».

Monseñor Blázquez, el vicepresidente de la CEE, monseñor Antonio Cañizares, y el secretario general, Juan Antonio Martínez Camino, visitaron la ciudad española, invitados por el arzobispo, monseñor Agustín García-Gasco, para conocer la marcha de los preparativos del EMF, convocado por el Papa del 1 al 9 de julio próximos, al que se prevé la asistencia de más de un millón y medio de personas.

En declaraciones a la agencia AVAN, del arzobispado de Valencia, monseñor Blázquez aseguró que «el EMF es un desafío ingente por la cantidad de personas que previsiblemente van a participar y por lo que lleva consigo la organización, pero he visto que hay capacidad, ganas y posibilidades de hacerlo, además, muy bien».

A lo largo de la jornada, los máximos responsables del episcopado español se han reunido con monseñor García-Gasco y sus obispos auxiliares, entre ellos el presidente delegado de la fundación organizadora, monseñor Esteban Escudero, así como con los comisionados para los preparativos del EMF, que tendrá como lema «La transmisión de la fe en la familia». Igualmente, han mantenido un almuerzo de trabajo en el que han participado también el presidente de la Generalitat Valenciana, Francisco Camps, y la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá.

El máximo responsable del episcopado español aseguró sentirse «profundamente impresionado del entusiasmo que he encontrado en todos de cara al EMF y la venida del Papa» y precisó que la celebración del evento «nos ofrece a todos la oportunidad de un encuentro que, sin duda, va a repercutir en la transmisión de la fe dentro de la familia, en el fortalecimiento de los lazos familiares y en la salud que puede transmitir la familia a la sociedad entera».

Los representantes de la Conferencia Episcopal Española visitaron los lugares en los que se celebrarán los actos principales del EMF, entre ellos, la Feria de Muestras de Valencia que acogerá la Feria Internacional de las Familias, y las inmediaciones de la Ciudad de las Artes y de las Ciencias, donde el Papa presidirá la misa conclusiva el 9 de julio, desde un altar diseñado por el arquitecto valenciano Juan Pablo Mas, cuya maqueta ha sido mostrada hoy por primera vez a los máximos responsables del episcopado español.

«Me he alegrado mucho de que por fin el Papa pueda venir porque nos hará muchísimo bien a la Iglesia en España, a la familia como centro neurálgico, y a la relación familia-Iglesia y familia-sociedad», señaló monseñor Blázquez, quien mostró su convicción de que «la familia es algo insustituible a la hora de la iniciación y de la maduración de los hijos en la fe».

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación