Francia: Pastor luterano se convierte y será ordenado sacerdote católico

Una «nueva página» en las relaciones entre católicos y protestantes

Share this Entry

PARÍS, 2 septiembre 2001 (ZENIT.org).- En estos momentos, el ex pastor Michel Viot, quien ha desempeñado durante tres décadas altos cargos de responsabilidad en la Iglesia evangélica luterana de Francia, se encuentra preparándose para ser ordenado sacerdote en el seno de la Iglesia católica.

Se trata de un hecho sin precedentes en Francia, país mayoritariamente católico, desde tiempos de la Reforma en el siglo XVI.

El pastor ha tomado esta decisión, después de que la Iglesia reformada de Francia decidiera abrir el acceso a la comunión a personas no bautizadas (Cf. Zenit, 7 de agosto de 2001).

Las decisiones de la Iglesia reformada de Francia (350.000 fieles, de tradición calvinista), comprometen también a la Iglesia evangélica luterana (218.000 miembros), en razón de los acuerdos teológicos entre ambas confesiones.

La decisión fue claramente criticada por el padre Christian Foster, secretario de la Comisión de los obispos católicos para la unidad de los cristianos, por considerar que va contra la tradición cristiana y supone un nuevo obstáculo para la unidad.

Esta decisión de la Iglesia reformada, según «Le Monde», ha abierto una «nueva página» en el diálogo ecuménico en Francia.

«Queda lejos el tiempo en el que, en nombre de la reconciliación, la Iglesias no osaban afirmar sus diferencias –aclara el diario parisino–. Una nueva generación de responsables parece convencida de que el lenguaje de la claridad hará avanzar de manera más segura la unidad. Es la línea que defiende el cardenal Joseph Ratzinger, en Roma, así como en los protestantes que reafirman ahora sin complejos su propia línea teológica».

«Pero esta polémica en torno a los sacramentos corre el riesgo de tener efectos ante todo en el seno de las Iglesias de la Reforma –concluye «Le Monde»–, donde se hacen escuchar cada vez más quienes consideran que el protestantismo no está respondiendo tan bien como el catolicismo a la necesidad, constatada también en las sociedades modernas, de ritos y de lo sagrado».

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación

console.log("Prueba")