El Papa propone al presidente venezolano colaboración Iglesia-Estado

Print Friendly, PDF & Email

Hugo Chávez ve con recelo la obra social y educativa católica

Share this Entry
Print Friendly, PDF & Email

CIUDAD DEL VATICANO, 12 octubre 2001 (ZENIT.org).- Juan Pablo II y sus colaboradores más cercanos expusieron este viernes al presidente de Venezuela, Hugo Chávez, las preocupaciones de la Iglesia en ese país en materias tan importantes como educación o culto, y abogaron por la cooperación entre las autoridades civiles y religiosas.

El presidente, que llegó acompañado por un pequeño séquito, según revela un comunicado de prensa firmado por el portavoz vaticano, Joaquín Navarro-Valls, fue recibido primero en privado por el Papa y después por el cardenal italiano Angelo Sodano, secretario de Estado y por el arzobispo argentino, Leonardo Sandri, sustituto para los Asuntos Generales de la Secretaría de Estado.

Las relaciones entre la Iglesia católica en Venezuela y el presidente Chávez, militar golpista en febrero de 1992 y actual aliado decidido de Fidel Castro en América Latina, han sido sumamente complicadas.

El presidente, de 55 años, no ha dejado de concentrar el poder en torno a su persona desde que fuera elegido democrácticamente en 1998. Por este motivo, ha visto desde el inicio de su presidencia con recelo la acción educativa y caritativa que desempeña la Iglesia católica en el país, a la que considera una especie de competencia.

En numerosísimas ocasiones ha pronunciado palabras inusitadamente duras contra los obispos. Repetidas veces ha afirmado que la Iglesia católica en Venezuela ha sido cómplice de la corrupción porque había callado durante los últimos cuarenta años. La Conferencia episcopal ha respondido publicando todos los documentos del episcopado durante las últimas décadas que han obligado al presidente a dar marcha atrás.

Por este motivo, el pontífice y sus colaboradores, como constata diplomáticamente el comunicado de prensa vaticano, expusieron a Chávez «las expectativas de la Santa Sede sobre la vida de la Iglesia en Venezuela y en particular sobre las leyes en materia de educación y culto, así como sobre la cooperación entre las autoridades religiosas y civiles, incluido el campo social, por el bien del pueblo venezolano».

«En los coloquios, se dio ante todo un intercambio de opiniones sobre la actual situación internacional –concluye el comunicado de prensa–, en el compromiso común de rechazo del flagelo del terrorismo y de la necesidad de colaboración entre los pueblos».

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación

@media only screen and (max-width: 600px) { .printfriendly { display: none !important; } }