El Papa alienta la informática al servicio del pensamiento cristiano

Estimula la digitalización e indexación de la obra de santo Tomás

Share this Entry

CIUDAD DEL VATICANO, 1 febrero 2002 (ZENIT.org).- Juan Pablo II alentó este viernes la utilización de la informática al servicio del pensamiento cristiano al recibir a la asociación que ha digitalizado e indexado las obras de santo Tomás de Aquino.

El pontífice consideró que esta labor servirá para que las nuevas generaciones puedan descubrir la actualidad de este pensador dominico, que vivió entre 1221 y 1274, considerado como uno de los filósofos y teólogos más grandes de la historia.

La intervención del Papa Wojtyla tuvo lugar al recibir en el Vaticano a los miembros de la Asociación para la Informatización de los Análisis Hermenéuticos Lexicológicos (CAEL), que ha patrocinado la realización del «Index Tomisticus», glosario completo de los términos lingüísticos (unos nueve millones de palabras) tomados de las obras completas de santo Tomás.

La obra, que en formato papel comportaría unos 56 volúmenes enciclopédicos, ha quedado compactada en un CD-Rom.

Entre los miembros de la CAEL, que participaban en la audiencia con el Papa, se encontraban Michel Camdessus, ex director del Fondo Monetario Internacional; Antonio Fazio, director del Banco Central de Italia; Giulio Andreotti, uno de los políticos más importantes de Italia en la segunda mitad del siglo XX, así como los cardenales Giovanni Battista Re, prefecto de la Congregación para los Obispos, y Dionigi Tettamanzi, arzobispo de Génova.

La realización del «Index Tomisticus», como reconoció el Papa, se debe a la incansable actividad de un jesuita de casi noventa años de edad, el padre Roberto Busa, pionero de la aplicación de la informática a las ciencias humanas.

El Santo Padre alentó la nueva empresa que el padre Busa comenzará a partir de ahora con la ayuda un equipo internacional de jóvenes, asistidos por profesores universitarios: la elaboración del «Léxico Tomístico Bicultural», que en unas décadas debería traducir todos los términos utilizados por santo Tomás en palabras modernas.

El pontífice definió la obra del autor de la Suma Teológica como una «auténtica enciclopedia de su tiempo, síntesis de cuarenta siglos de cultura mediterránea: judía, griega, latina, árabe y cristiana».

«Santo Tomás con su genio ha marcado un época y sigue siendo una figura luminosa para la investigación y el amor de la verdad, que dominan toda su construcción filosófica y teológica», aseguró el Papa.

Juan Pablo II es un gran impulsor de la informática al servicio de la cultura y la evangelización. En un encuentro reciente con universitarios italianos decía: «el ordenador ha cambiado el mundo y también algo de mi vida».

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación

console.log("Prueba")