El gobierno de Mauritania asume el control de las mezquitas

Para frenar el avance del integrismo islámico

Print Friendly, PDF & Email
Share this Entry

NUAKCHOTT, 4 julio 2003 (ZENIT.org).- El Gobierno de Mauritania ha asumido el control y la gestión de las mezquitas del país, como una medida que se enmarca en la campaña nacional de lucha contra el integrismo.

La decisión fue tomada el martes pasado por el Consejo de ministros extraordinario dedicado exclusivamente a los lugares de culto. Es la primera vez que el gobierno se reúne de manera extraordinaria para afrontar un asunto religioso desde la independencia del país, en 1960.

Tras la reunión ministerial, Hamoud ould Hamed, ministro de Mauritania para la comunicación y portavoz del gobierno, declaró a la Radio África n°1, que se había adoptado una ley que reglamentaba toda actividad religiosa en el país.

La ley determina las funciones del imán de la mezquita y de su adjunto. Hace de las mezquitas lugares públicos y aclara que Mauritania conservará la práctica de un Islam malequita tolerante.

El gobierno lanzó en mayo una campaña contra los fundamentalistas mauritanos, caracterizada por numerosos arrestos. El 10 de junio fracasó un intento sangriento de golpe de Estado que los observadores califican como ligado a la campaña gubernamental.

Mauritania cuenta con casi tres millones de habitantes, en su inmensa mayoría musulmanes.

Print Friendly, PDF & Email
Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación