El Papa condena los enfrentamientos entre musulmanes y cristianos en Nigeria

Print Friendly, PDF & Email

Fueron provocados por las protestas contra los ataques en Afganistán

Share this Entry
Print Friendly, PDF & Email

CIUDAD DEL VATICANO, 17 octubre 2001 (ZENIT.org).- Juan Pablo II condenó este miércoles con palabras durísimas los enfrentamientos entre musulmanes y cristianos que estallaron el pasado viernes en Nigeria.

«Otro episodio de cruel violencia se ha añadido a la trágica situación mundial de estos días: más de doscientos muertos y centenares de heridos», dijo el pontífice ante los miles de peregrinos que participaron en la audiencia general en la plaza de San Pedro del Vaticano.

Los enfrentamientos comenzaron el viernes pasado en Kano, ciudad del norte de Nigeria con el mayor número de musulmanes, cuando tras la oración musulmana en las mezquitas se organizaron protestas contra los ataques militares anglo-estadounidenses en Afganistán.

«Quien ha ocasionado estos actos injustificables es su responsable ante Dios», aseguró el sucesor de Pedro, quien al mismo tiempo expresó su solidaridad y cercanía espiritual al obispo de Kano y a «cuantos lloran la pérdida de sus seres queridos».

«Pido a Dios que ayude a todos a volver a encontrar el camino de la fraternidad –concluyó el Santo Padre–. Sólo así será posible responder a las expectativas de Dios, que quiere hacer de la humanidad una sola familia humana».

Numerosos musulmanes del norte de Nigeria festejaron el 11 de septiembre los atentados cometidos contra Estados Unidos, constató entonces la agencia AFP. El 7 de octubre, más de tres mil musulmanes habían participado en una manifestación en Kano en la que los organizadores expresaron su apoyo a Osama Bin Laden.

La población de Nigeria, de menos de 130 millones de habitantes, es mitad cristiana y mitad musulmana. Ha experimentado varias explosiones violentas interreligiosas desde el regreso del régimen democrático, en mayo de 1999, cuando llegó a la presidencia Olusegun Obasanjo, cristiano de etnia yoruba.

Diez Estados del norte del país, de mayoría musulmana, han adoptado desde entonces la «sharia» (ley islámica), a pesar de que esta medida va contra la Constitución. A esta iniciativa se han opuesto tanto el poder federal como los cristianos que viven en esos Estados.

Share this Entry

ZENIT Staff

Apoye a ZENIT

Si este artículo le ha gustado puede apoyar a ZENIT con una donación

@media only screen and (max-width: 600px) { .printfriendly { display: none !important; } }